Delicious Library: cuando la biblioteca entra por la vista.

delicious.gif

Hay personas a las que les gusta tener sus bibliotecas bien clasificaditas: cada libro con su ficha y un registro de “entradas y salidas”. No es mi caso. No lo era, al menos, hasta que hace algún tiempo me topé con Delicious Library, un programa de gestión de biblioteca y fonoteca (CDs) para Mac OS X.

Delicious Library contiene muchas innovaciones respecto a los programitas tradicionales. La mejor de todas es que su interfaz de usuario es predominantemente visual. De un vistazo vemos todos los libros de nuestra colección. Los vemos quiere decir que “los vemos”, que vemos una fotografía de sus portadas. Un gran acierto, si tenemos en cuenta que el aspecto exterior suele ser lo que nos ayuda a encontrar un libro en nuestra biblioteca.

La segunda innovación de Delicious Library es su integración con Amazon: cuando queremos añadir un libro basta con buscarlo en Amazon y el programa lo importa todo: los metadatos, las opiniones, la imagen de la portada…

Luego está la búsqueda por voz, la integración con el ipod, las altas mediante webcam, etc. Son sorprendentes, pero para mi gusto son secundarias.

Hay algo especial y muy difícil de describir en el uso de esta aplicación. Hace que se le tenga más cariño a la biblioteca personal. Uno se descubre añadiendo libros nuevos de forma ritual: primero lo sellamos con el exlibris y luego lo añadimos a Delicious. El programa estimula la bibliofilia. Debe haber mucho kansei tras todo esto.

Detrás del programa está la gente de Delicious Monster: Mike Matas (18 años!) y Wil Shipley. Dos talentos huidos del mítico Omni Group que residen en Seattle, una ciudad que deja huella.

Delicious Monster todavía tiene algunos problemitas menores. En versiones futuras se prometen mejoras de usabilidad y conexión con los registros internacionales de Amazon.

Deje un comentario